Another Novel R-18 Capitulo 7 "¿Amor?"

“¡Nei Nei Nei Nei Nei Nei Nei Nei!”
 
El comportamiento de Lesly se volvió extraño después de decirme esas palabras y ahora ella me retenía fuertemente con sus brazos envolviendo mi cuello y sus piernas envolviendo mis caderas sin querer soltarme.
 
Ella me miraba con una expresión roja de éxtasis mientras yo sentía como si literalmente me estuviera chupando todo mi ser.
 
E-Es como si fuera una súcubo
 
Nuestras partes seguían conectadas y sentía como el interior de su vagina se contraía y apretaba mi pene como si lo estuviera exprimiendo.
 
La sensación de mi pene al estar envuelto en una tierna pared de carne sumado a la abundante cantidad de secreciones que salían de su vagina, me daba un placer inmenso que poco a poco corroía mi cuerpo.
Mi razón se estaba perdiendo cuando las ganas de eyacular invadían mi cabeza. Me tomó un poco de esfuerzo poder aguantar el placer que subía a la punta de mi pene.
 
No soy tan débil como para caer tan rápido ante este estímulo.
 
De mis años de experiencia siendo un virgen que veía en xvideos aprendí como controlar estos impulsos así que pude ponerlos en práctica.
 
Aunque esa no era la única razón por la que tenía que aguantar. Eyacular sin poder hacer que la mujer que está frente a mí disfrute mientras yo me complazco a mí mismo, para mí eso no es ser un hombre.
Después ser casi succionado por el beso de Lesly, ella con su rostro ruborizado me miró esperanzada sin decir una sola palabra.
 
Mirando esos ojos podía decir lo que pensaba.
 
“Muévete”
 
Tal vez debido a la vergüenza de decirlo, ella quería que yo tomara la iniciativa, aunque momentos atrás me había dicho que me amaba mientras me retenía.
 
Sin más que esperar comencé a mover lentamente mi cintura hacia atrás tratando de no lastimarla.
 
—Auuuuu ~ …. Mmmm
 
A mitad de camino, su rostro se tornó con una expresión de dolor así que me detuve
 
—N-No te preocupes, e-estoy bien
 
—¿Segura?
 
—D-Duele un poco, pero leí que después se sentía bien
 
“Heee, ¿Dónde leíste eso?
 
—En una de tus novelas— dijo una Lesly enrojecida mientras esquivaba mi mirada.
 
Había olvidado por un momento que ella era uno de mis lectores, pero ¿en serio se dejó llevar por eso?
Pensando en eso ahora me doy cuenta de algo.
 
—Así que Lesly es una pervertida huh
 
—¡E-Eso no es! — ella dice en pánico. Esa acción despierta algún fetiche interno mío mientras voy a su oído y le susurro.
 
—Entonces, sabes mucho de esto ¿no? Después de todo sabes lo que va a pasar— diciendo eso, extiendo mi mano hacia su pezón y lo pellizco.
Lo amasé con el pulgar yendo al principio despacio y poco a poco aumentando la fuerza y la velocidad. Seguí burlándome de ella mientras llevaba mi otra mano hacia su clítoris cerca de nuestra conexión.
 
El cuerpo de Lesly se crispó mientras dejaba salir una voz coqueta cada vez que apretaba mi tacto…
 
—Haaa~ …N-Nooo, eso~♡
 
—¿Pasa algo?
 
—E-Eso, si tocas en ese lugar…uuuuhhhh~
 
—¿Cuál este?
 
—¡Hiiiii! ♡♡♡
 
Cuando apreté su clítoris un poco más fuerte ella lanzó un grito encantador y desde mi pene podía sentir como su néctar de amor salía de su vagina lubricando más la conexión.
 
Aprovechando esa oportunidad decidí reanudar el movimiento de mis caderas.
 
Al principio, cada vez que entraba y salía de su interior, ella me abrazaba fuertemente y sus uñas se clavaban en mi espalda por el dolor, pero a medida que pasaba el tiempo su tez se tornó de rojo y de vez en cuando dejaba salir lindos gemidos que me encendían más.
 
Su aliento me llegaba al oído y después de unos minutos y subiendo la velocidad de mi movimiento de pistón, nuestros cuerpos estaban empapados del sudor del otro.
 
—Haaa~ Haaa~ Haaaaaaaaaaaaa~♡
 
Sin reservas los gemidos de Lesly se volvieron más fuertes mientras el sonido de la colisión entre nuestros genitales hacía eco en la habitación.
 
Néctar de amor y sudor salpicaba empapando la sábana de la cama, mientras nos encontrábamos en la posición de misionero.
 
Sintiendo que mi cuerpo ardía de lujuria por abrazar a Lesly ya no podía contenerme y mis ganas de eyacular ya estaban en su punto máximo.
 
—Lesly, e-estoy a punto
 
—Haaa~… Nei, y-yo tambieeeen… Uuuuhhh~
 
Escuchando que ella también iba a alcanzar el clímax, aumenté la velocidad de mis envestidas y acerqué mi cara a Lesly que me pedía un beso.
 
—Haaaaaaaaa~ Neeeeiii Neeeeiiiiiii…. Y-yo no puedo maaaaaaaaass!!~
 
Gritando por el placer de alcanzar el clímax, el cuerpo de Lesly se contrajo mientras yo sentía como las paredes de su vagina se retorcían apretando mi pene.
 
Por un momento, el tiempo se detuvo cuando pensé en lo que pasaría si eyaculaba dentro de ella. Sabía las consecuencias a lo que llevaría, pero en este momento todo lo que yo veía era a la chica en frente de mis ojos. Por eso…
 
¡Al diablo todo!
 
Puse toda mi fuerza en mi última embestida hasta alcanzar su útero y dejé salir todo mi deseo acumulado.
 
—Nnhaaaaaaaaaa~~… c-calienteeeeeeee…. haaaaaaaaaa~
 
Lesly sintiendo mi carga dentro de ella, se retorció y arqueó su cuerpo cuando llego al tercer clímax mientras su vagina se tensaba apretando mi pene succionando hasta la última gota de mi semen.
 
Después de dejar salir todo, lentamente saqué mi pene de su vagina y al salir comenzó caer un montón de secreciones en la sábana de la cama. Parte de la secreción era mi semen con los jugos de Lesly, así como un poco de sangre de su desfloración.
 
Viendo el espectáculo donde mi semen sale de su abertura, el sentimiento de superioridad abrumó mi cuerpo y mi pene volvió a recuperar su vitalidad.
 
Regresando mi mirada hacia Lesly, noto que está en la cama inmóvil.
 
Me preocupé al instante así que comencé a revisarla para comprobar su estado.
 
—Se desmayó
 
Mierda, estoy en problemas.
Cualquiera que vea esta escena donde una chica está acostada inconsciente en una cama mientras estaba cubierta por todo tipo de fluidos de inmediato me encontrarían culpable.
 
—Aunque fue mi culpa huh
 
Me tomó un tiempo volver a bajar la erección que tenía, así que mientras tanto comencé a buscar cosas como sabanas limpias y toallas para limpiar a Lesly.
 
Podría llamar alguna sirvienta para que me ayudara, pero me daba vergüenza mostrarle tal espectáculo.
 
Además, si llamaba, tal vez iba a aparecer una Elena y comenzará “Fufufu” mientras sonríe coquetamente.
 
Por eso decidí hacerlo yo mismo desde que asumí la responsabilidad.
 
=========================
 
Después de unos minutos limpiando la evidencia, logré terminar de arreglar y vestir a Lesly de nuevo en su uniforme ya que no tenía algo parecido a ropa de mujer en mi habitación. Claro que antes había tomado una toalla húmeda para limpiar su cuerpo.
 
La curiosidad me ganó al verla en ese estado durmiente y aproveche ese momento para sentir su cuerpo, aunque después me llenó el sentimiento de culpa.
 
Acostada en la cama no pude apartar mis ojos de ella durmiendo tiernamente. Por momentos deja salir unos débiles gemidos lo cual me parece lindo, y no pude aguantar la risa que me daba al verla.
 
—Me he enamorado huh
 
Es la conclusión a la que he llegado al mirarla dormir tranquilamente.
 
No es como si yo nunca me hubiera enamorado antes, pero después de lo que ocurrió en el pasado había decidido dejar todas las cosas relacionadas al romance. Esa era la razón por la que regularmente rechazaba las confesiones en mi instituto y tal vez sea la razón por la que comencé a escribir novelas eróticas.
 
—Tal vez esto no sea tan malo
 
Después de mirar el reloj que estaba cerca de mi escritorio, pensé por unos momentos y me acerqué a la cama acostándome al lado de Lesly mientras pasaba mi brazo por su cabeza usándolo como su almohada.
 
¡Lo hice! ¡Lo hice!
 
¡HAHAHAHAHAHA!
 
¡Así que esto es lo que sienten esos los tipos de los Hentais!
 
¡Ya no soy el tipo virgen!
 
¡HAHAHAHAHAHAHA!
 
¡Xvideos-sama! ¡Gracias por tus enseñanzas hasta ahora! ¡Te debo una!
Creo que puedo ver un señor con el logo de xvideos enviándome una sonrisa con su pulgar hacia arriba.
 
Celebrando en lo más profundo de mi mente fui tragado por la somnolencia y caí dormido mientras tenía a Lesly en mis brazos.