Another Novel R-18 Capitulo 19 «Vida estudiantil»

Otro día más turututu~

Me desperté con energías en mi habitación, después de todo, hoy tengo clases en el instituto.

Como siempre, desayuné tranquilamente en compañía de las sirvientas de la mansión. La sirvienta que salió afectada ayer no apareció. Tal vez le ocurrió algo, pero me da miedo preguntarle a alguien. No sé con qué saldrán después de hacerlo.

—Joven maestro, buen día. Haha lo veo mas animado de lo habitual.

—Buenos días Edwin. Y tu sigues igual de simpático.

Devolviéndole el saludo a Edwin que me abrió la puerta del auto, me doy cuenta desde el retrovisor que estoy sin lugar a dudas diferente. ¿Me veo más guapo? ¡Hahahah! El hecho de que me he arreglado más de lo normal lo demuestra. Después de todo, soporte estando sin su compañía desde el sábado así que estoy ansioso.

¿Acaso soy demasiado dramático?

¡¿Qué demonios?! ¡Por ella lo seré si es necesario! ¡Es tan linda!

En fin…

Mientras iba en camino al instituto, recordé algo. Una persona que es pieza clave para poder vencer a mi madre. Aunque sea un poco de apoyo, creo que ella podría al menos hacer algo por ayudarme.

—Hey, Edwin. ¿Podrías arreglarme una cita con la tía Karen?

—Por supuesto joven maestro. Aunque no sabría decirle si la señora Karen estaría disponible, pero siendo usted el caso entonces ella podría dejar todo a un lado para atenderlo.

—Bueno, en todo caso necesito hablar con ella urgentemente.

—Si.

Hace mucho que no hablo con ella. Me pregunto si estaría enojada si la llamo de repente solo para pedir egoístamente su ayuda. Bueno, no me quedaba de otra.

Ella también puede darme noticias directas de mi padre ya que es su hermana.

—Joven maestro, estamos llegando.

Edwin dijo mientras estaba pensando en lo que debía hacer en un futuro.

*

En el camino hacia la entrada del instituto fui recibido con las miradas habituales; las de admiración, las de amor, las de simpatía, las de envidia e incluso vi algunas miradas de odio dirigidas hacia mí. Hay de toda variedad.

Como iba diciendo, antes no lo había comentado, pero este es un instituto normal…

Bueno, lo era…

Antes de que yo fuera transferido a este instituto se podría decir que era un establecimiento donde se impartían clases como cualquier instituto normal. Nada de otro mundo. Pero con mi llegada todo eso cambio.

Debido a mi súbita inscripción a este instituto se tuvieron que implementar nuevas normas estudiantiles, así como el arreglo de cada parte de los edificios que conformaban este.

Como mi padre se convirtió en el máximo inversor del instituto de la noche a la mañana se tuvieron que cambiar un sinfín de reglamentos que tenían que ver con la vestimenta y reglas en general.

Se construyeron más instalaciones para estudiantes y se mejoró la cantidad del aprendizaje de los maestros.

Fue implementada una mejor variedad de tecnología y se aumentó el grado de calidad del instituto.

Aunque al principio los estudiantes y padres de familia estaban preocupados por los grandes cambios, y mas por el miedo de que el precio de la matricula aumentase, al final todo se resolvió cuando se dijo que todo lo demás seguirá como antes. Al contrario, muchos estudiantes fueron beneficiados enormemente e incluso demás inversores aparecieron para poner su grano de arena y salir destacados para ser vistos por mi padre.

Que viejos zorros.

Ah cierto, no se puede olvidar uno de los mayores cambios.

Con la noticia del hijo heredero de la familia Ribers siendo inscrito en este instituto, múltiples familias de categoría alta, nobles entre nobles, y personas famosas también inscribieron a sus hijas para que se acerquen a mí. Todo esto ya era normal para mí, pero se me hizo difícil soportar a situación cuando algunos personajes influyentes que no tenían hijas también inscribieron a sus hijos en caso de que mis preferencias vayan al bando contrario.

En serio, ¿en que están pensando?

Caí dos veces cuando un día se me declararon dos chicas. Como siempre, las rechacé, pero me las volví a encontrar cuando iba hacia el baño de hombres.

¡Eran trapos!

¡Watafak!

Casi me vuelvo loco ese día.

Siguieron viniendo chicas que resultaron ser chicos travestidos, pero después de unos días dejaron de venir dándose cuenta de que yo no tenía tales fetiches.

Concluyendo esta charla, con todos los cambios que tuvo el instituto, las clases fueron separadas por secciones. Divididas en seis secciones: plateada, verde, roja, azul, negro y dorado. Siendo la sección plateada la inferior y la sección dorada la superior. Por cierto, estoy en la dorada.

Todo esto para seleccionar mejor a los estudiantes dependiendo de su calificación semestral y así también para apartarme de los problemas y estando en una clase de mi “categoría”.

El ingreso a una nueva sección se realiza cada tres meses por lo que, si te esfuerzas bien, podrás subir a cualquier sección. Las secciones están separadas por aulas que son determinadas por el director del instituto.

Pero no es como si no pudiera convivir con otros estudiantes ya que estando en clubes, cualquier persona puede unirse a un club sin importar en cual sección esté. Esa es la razón por la que me fue imposible conocer antes a Leslye y solo en el club de informática según ella me veía desde lejos porque no tenía el valor de hablarme.

Me lo dijo cuando tuvimos la charla en el baño de lujo.

Ahora que recuerdo, bien. También debí haberle preguntado sobre la sección en que está. No creo que esté en una sección baja ya que ella es muy inteligente, eso creo.

Cuando la encuentre le preguntaré. Cuando estaba pensando buscar a Leslye—

—¡Aquí estas!

—¡Ah! ¡Mierda! ¡No me asustes así!

El que apareció de repente fue un tipo que conocía. Aunque es un estudiante normal, tiene un personaje un poco peculiar lo que lo hace destacar de entre los demás, así como yo.

Al igual que yo, estudia en la sección dorada así que es de imaginarse que es lo que lo diferencia.

Su apariencia es destacable entre los estudiantes. Tanto su forma de actuar, así como su popularidad se debe a que viene de una familia de alto rango. Aunque no iguala a la casa Ribers, su casa es mundialmente reconocida y debido a su carácter e inteligencia ha sido elegido como heredero de su casa.

Es un chico alto, su cabello era de un rubio brillante, ojos color azul y lleva siempre unos lentes que resaltan su aura intelectual junto a su encanto. Las chicas se ponen locas cuando lo ven y hay algunas que se desmayan si él las mira.

Sin duda, es como otro yo.

Cuando nos conocimos fue algo extraño ya que usualmente los demás estudiantes debatían sobre quien era el mejor entre nosotros dos. Tanto en apariencia, inteligencia, encanto e incluso en la forma de comer. Sin duda fue algo extraño.

Al final, viendo que teníamos tanto parecido nos hicimos amigos y por último descubrimos que teníamos otra cosa en común…

—¿Asustarte?, ¿desde cuando el Sensei del porno se asusta fácilmente? Por cierto, me sorprendió tu repentino retorno de ayer.

—Hey, ¡Cállate! ¡Te oirán!

—¡Vamos! ¡No te preocupes, después de todo, somos amigos!

¡Este tipo! ¡Solo sonríes como si esto no tiene que ver contigo!

Si, este sujeto es mi mejor amigo Erick, Erick Reynolds. Y fue el primero en saber mi identidad como autor de novelas eróticas, así como mi compañero y alma gemela en el camino de la suculencia.


***

He estado ocupado todo este tiempo que no tenia tiempo para escribir este pedacito de wea :v

Leave a Reply